Nidos de golondrinas, una molestia que puede salir muy cara

NidosGolondrinas, aviones comunes y vencejos, son tres de las especies más comunes que habitan en los pueblos y ciudades de toda la península. Sus nidos son muy característicos y podemos verlos en muchas de las cornisas de los edificios. La suciedad que se produce justo debajo de los mismos es lo que motiva las quejas vecinales y las propuestas para su destrucción. Pero antes de nada, hay que tener en cuenta que se trata de aves en régimen de protección especial.

La legislación actual considera estas especies como protegidas debido a los beneficios que producen al ser aves insectívoras capaces de controlar la población de moscas, mosquitos, chinches, avispas, etc. De este modo, la retirada de nidos está totalmente prohibida, ya estén ocupados o vacíos, y se considera una infracción grave tanto la destrucción como el deterioro de los mismos, implicando sanciones que pueden ir desde los 5.001 euros hasta los 200.000 euros.

Entonces, ¿qué se puede hacer para evitar la suciedad de los nidos?

Algunas asociaciones protectoras de animales están empezando a comercializar unas pequeñas cajas que se colocan justo debajo de los nidos y recogen los excrementos que se producen, evitando que caigan al suelo.

Si por el contrario se opta por la retirada del nido, para ello hay que realizar una solicitud previa al organismo autonómico de medio ambiente que corresponda y esperar a que lo aprueben bajo unos criterios de actuación estrictos y obligatorios.

Para evitar que vuelvan a anidar, existen varios métodos, algunos caseros y otros que se comercializan y que precisan de instalación (como los pinchos antiposamiento) y, lógicamente, de aprobación en junta de propietarios.

Así pues, aunque la tentación de algunos vecinos es la de sacar por la ventana el palo de la escoba y liarse a porrazos hasta deshacer el nido, hay que tener muy en cuenta que incluso una fotografía de los restos en el suelo del nido derruido, puede ser una prueba suficiente para proceder con la denuncia.

Fuentes:

  • Real Decreto 139/2011, de 4 de febrero, para el desarrollo del Listado de Especies Silvestres en Régimen de Protección Especial y del Catálogo Español de Especies Amenazadas.
  • Ley 42/2007, de 13 de diciembre, del Patrimonio Natural y de la Biodiversidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>